Designed and built with care, filled with creative elements

 

Tel: 912 250 610

 

Top

Comunicado de la Fundación Arenales

En relación con la noticia publicada el 24 de julio en El País sobre la Fundación Arenales en Galicia, hacemos un breve resumen aclaratorio.

 

La Fundación Arenales firmó en junio de 2015 un convenio de colaboración con la congregación titular del Colegio Miraflores de Ourense. El colegio tenía un importante déficit y necesitaba una urgente mejora en la gestión. Durante los tres años en que la Fundación Arenales gestionó el colegio, hubo un notable incremento de alumnos y se llegó a alcanzar el equilibrio económico. Es decir, al revés de lo que señala la noticia.

Entre tanto, la congregación vendió el edificio del colegio a unas entidades mexicanas que desde el principio quisieron recuperar la gestión de la escuela. Esas entidades hicieron diversas reclamaciones legales, carentes de fundamento. Finalmente, en julio de 2018 se presentaron con seguridad privada y ocuparon por la fuerza el edificio, en contra de todo derecho.

La Fundación Arenales prefirió ceder, para no agravar un conflicto que perjudicaría gravemente a las familias y empleados del colegio, aunque lógicamente puso la correspondiente querella contra las entidades mexicanas por el quebrantamiento del acuerdo y por el allanamiento.

Las entidades mexicanas respondieron poniendo otra querella contra la Fundación Arenales que contenía acusaciones totalmente disparatadas, quizá con intención de disminuir las reclamaciones económicas que habían recibido, así como para amenazar con un escándalo en los medios de comunicación. La noticia del 24 de julio en El País recoge todas esas falsedades, junto a una breve y confusa referencia a nuestras explicaciones. La noticia apenas tuvo credibilidad ni eco en ningún otro medio de comunicación local ni nacional.

Previamente se habían realizado varias auditorías e informes periciales externos sobre los últimos años de actividad del colegio, que concluyeron en una propuesta de acuerdo amistoso con una importante indemnización a favor de la Fundación Arenales por las inversiones realizadas, así como un acuerdo de retirada conjunta de los procedimientos judiciales. Esta propuesta externa fue aceptada por las entidades mexicanas, la Congregación y la Fundación. Con fecha 3 de octubre hemos recibido la indemnización pactada y con fecha 14 de octubre hemos recibido el auto de archivo y sobreseimiento de la causa.

En cuanto al Colegio Juniors, la Fundación Arenales nunca ha llegado a ningún acuerdo ni ha firmado nada con la familia Rey. La única entrevista que ha existido entre esa familia y el Presidente y Vicepresidente de la Fundación Arenales tuvo lugar el 17 de marzo de 2015, y en ella se les hizo una oferta para reflotar el Colegio Juniors, que la
familia no aceptó. La situación del colegio era ya por entonces muy difícil, con una gran deuda y elevado déficit. La Fundación Arenales descartó asumir el colegio si no se hacía en ese momento, pues el deterioro era grave y creciente.

En febrero de 2016, la familia Rey presentó en el Juzgado un preconcurso de acreedores del colegio, pues la situación era ya insostenible. Unos meses después, la familia trasladó la propiedad y la gestión del colegio (valorando ellos mismos todo el conjunto por 1 euro) a una fundación de su propio entorno (la Fundación Juniors) y acto seguido cedió todos los puestos del patronato de dicha fundación a unas personas de Galicia que se ofrecieron a intentar sacar adelante el colegio.

En septiembre de 2016 la Fundación Arenales firmó con esos nuevos gestores un acuerdo de asesoramiento pedagógico, sin ningún compromiso en la gestión y sin ninguna responsabilidad económica. El Colegio Juniors figuró desde entonces como “colegio asociado” en la web de la Fundación Arenales, junto con otros centros que reciben solo ese tipo de asesoramiento sin participación en la gestión.

Los nuevos gestores se encontraron con una situación bastante peor que la declarada previamente, y a pesar de sus esfuerzos no pudieron remontar la pérdida de alumnos, por lo que en marzo 2018 cedieron el colegio a otras personas. Al acabar el curso, la Fundación Arenales canceló su acuerdo de asesoramiento y retiró a Juniors de la web
de su red de colegios.

En resumen, el colegio estaba ya arruinado, la Fundación Arenales no alcanzó ningún acuerdo con la familia Rey, y son falsas casi todas las afirmaciones recogidas en la noticia.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu accesibilidad, personalizar, analizar tu navegación, así como para mostrar publicidad basados en tus intereses. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. ACEPTAR
Aviso de cookies